lunes, 26 de noviembre de 2007

....DE OTRO ME HUBIERA SORPRENDIDO



¡Qué pena! Es lo único que se me ocurre en este momento.
Ya estamos en Chile, después de un durísimo viaje de puertos infinitos y el mayor de los aislamientos que nos podíamos imaginar. En esa inmensidad de kilómetros nos quedamos sin “petróleo”, como dicen acá. En 500 km ni una sola gasolinera, menos mal que aún nos acompaña algo de suerte y mi primo Hernán Herrera DE LA FUENTE, gentilmente nos salvó de un mal rato con un bidoncito de sus obras de carretera.
Digo que pena, porque quien me iba a decir que mi queridísimo amigo “CASTAS”, anunciaba de un día para otro que se casa en Punta Arenas. Dos días antes de saber la noticia hemos estado infinidad de horas intentando decidir si hacíamos los 8000 km de ida y vuelta, para ir a verle y agotar las últimas posibilidades de la Antártida. Con esta noticia yo creo que estaríamos camino de una boda, cosa que por cierto frecuentamos poco, aún tenemos pendiente ir a la nuestra, pero en estas circunstancias y tratándose del Castas, nos hubiese hecho mucha ilusión. En definitiva, optamos por cruzar a Chile en dirección opuesta, al Norte, y ahora nos encontramos en Antofagasta (capital de la minería mundial), a unos 4000 kilómetros de Punta Arenas y con casi ninguna posibilidad de saltar a la antártida, aunque aún me queda una esperanza y tanto Castas como yo estamos trabajando en ello. Vamos a ver si hay posibilidad de ir con la Armada Chilena a través de algún contactillo de Castas y cogemos un avión y nos plantamos en la ceremonia. Arto difícil, pero….
Por lo demás ya estamos en la playa, siempre con mas complicaciones de lo esperado, y en esta ocasión no está siendo imposible encontrar hoteles, si alguien quiere montar un hotel este es el sitio, ocupación 100%, vaya chollo.
Si no bajamos al final del continente, en una semanita estaremos en las faldas del Nevado Sajama, cumbre mas alta de Bolivia.

4 comentarios:

Pilar dijo...

Siento que se haya jodido lo de la Antartida. A los niños ponedles las gafas para la nieve, no se les ve muy contentos... Cuidaros, y Bolivia anda un poco revuelta así que cautela.
Besos

oscar dijo...

Un besazo para el PIMPOLLO!!! y otro más grande para Verita!!!

Jose Antonio dijo...

Arún se acuerda mucho de Javier y de Vera.Te pide fotos de los volcanes.Besos para Reyes y fuerte abrazo para tí. animo y a por todo!

Cesar dijo...

Menos mal que el Kadett no nos dejaba tirados cuando íbamos a Zaragoza. Un abrazo para "El Castas", si le ves, le das la enhorabuena y otro para tí y tu familia. Mucho ánimo!!!